CICLO WESTERN | Iron Horse, los inicios de John Ford

the-iron-horse-poster

Hoy en día nos sorprendemos de como una figura como Woody Allen puede hacer una película al año y por ello es considerado incombustible. En el año 1973 murió otro gran director que entre los años 1918 y el año de su muerte, dirigió la friolera de 145 producciones, más de dos por año, entre las que se incluyen algunos cortos como apunta IMDB. Y a pesar de tener películas de casi todos los géneros, una de las grandes aportaciones de John Ford fue en el género del western, mediante el cual ha pasado a los anales del cine. La diligencia, película de 1939 se convirtió en el icono y el inicio del género; aunque previamente, tanto él como otros directores, ya habían experimentado con nuevo estilo narrativo que con alma aventurera escogía los áridos paisajes del Oeste americano (estadounidense) como escenario de sus historias.

the-iron-horse-couple

En 1924, Ford se puso detrás de las cámaras para dirigir Iron Horse (El Caballo de Hierro, en España), una de las pioneras en buscar en la construcción del ferrocarril y la conquista americana de “su” basto territorio contenido e historias para transmitir mediante el séptimo arte. El film es un relato colectivo sobre todos esas personas que ayudaron a la Union Pacific y a la Central Pacific a unir de punta a punta toda Norteamérica. El inicio de la obra se centra en la posguerra civil americana, en la que Brandon, persiguiendo sus sueños de unir todo el país se lleva a su hijo Davy a la aventura, ante la mirada de Marsh un aséptico contratista, y la alentadora posición de Lincoln. Tras unos años, la idea del visionario Brandon es una realidad, y Marsh es el primero que se aprovecha de ello. Davy volverá a encontrarse con Marsh y su hija Miriam, y les intentará ayudar, aunque se encontrarán con piedras en el camino.

theironhorse-shoting

Iron Horse (El caballo de hierro) se considera la mejor película muda, conservada, de John Ford. Y no es para menos. A lo largo de los 133 minutos de duración, el director norteamericano propone una magnánima epopeya, convirtiendo en héroes a esos trabajadores que se dejaron su sudor para poder “civilizar” todo el territorio, y denunciando también aquellos que simplemente buscaban el negocio y aprovecharse de ellos para acumular más dinero en sus bolsillos. A lo largo de la historia no falta una compleja hibridación de géneros en el qué el romanticismo, el thriller, la acción, la comedia y la aventura forman un puzzle completo.

A diferencia de lo que podría parecer debido a los estereotipos que inexplicablemente hay sobre el cine mudo, Iron Horse (El caballo de hierro), es de una complejidad narrativa abrumadora. Historia compleja, con muchos personajes y con muchas acciones colaterales que se convierten en una visión panorámica de la situación. Además de su virtud narrativa, el film también dispone de una potente y multitudinaria puesta en escena con grandes medios, abrumadores escenarios, y vibrantes escenas de acción.

the-iron-horse-railway

El reparto del film está compuesto por George O’Brian, colaborador habitual de Ford, que interpreta a Davy, el héroe americano; Madge Bellamy que interpreta a Miriam, la dama de buen corazón; Charles Edward Bull que interpreta a Lincoln; y Cyril Chadwick y Will Walling que interpretan a Jesson y Thomas Marsh, entre muchos otros.

Para entender su gran importancia, hay que tener siempre presente su contexto. Y es que si la ves hoy en día y no la contextualizas caes en el peligro de ver poco más que un panfleto nacionalista. Sí y no. Obviamente la exaltación del espíritu de los valientes norteamericanos está presente, así como el terrible peligro que traen consigo los indios; pero la película va más allá y a pesar de ser un poco inocente a la hora de explicar algunos momentos de la historia y alguna resolución de ésta, es un producto muy sólido, y complejo. Un gran paso para las primeras grandes producciones de Hollywood. John Ford como hiciera Davy apuesta por una narrativa y una historia que años más tarde se convertiría en un género por méritos propios. 

NOTA

nota8t

Advertisements